Descubierta una enorme brecha en la
magnetósfera terrestre


Escrito por Fernando Ortuño

Las THEMIS de la NASA han descubierto una brecha en el campo magnético terrestre diez veces más grande de lo que cualquier modelo pudiera haber predicho. El Viento solar puede fluir a través de dicha apertura y “cargar” la magnetosfera de potentes tormentas geomagnéticas. Sin embargo, la apertura en sí misma no es la mayor sorpresa. Los investigadores están aún más sorprendidos por la extraña e inesperada manera en que se ha formado que ha dado un vuelco a las ideas sobre la física espacial.

“Al principio no lo creía”, afirmaba el director científico de THEMIS David Sibeck del Goddard Space Flight Center. “Este descubrimiento altera fundamentalmente nuestra comprensión de la interacción viento solar-magnetosfera”.
El gran descubrimiento se produjo el 3 de junio de 2007, cuando las cinco sondas sobrevolaron casualmente a través de dicha brecha. Los sensores de a bordo registraron un torrente de partículas de viento solar en la magnetosfera de una manera inesperada tanto en tamaño como en importancia.

“La brecha fue enorme y cuatro veces más amplia que la propia Tierra”, añade Li Wenhui, físico espacial en la Universidad de New Hampshire que ha sido el analista de los datos. Un colega de él, Jimmy Raeder, también de New Hampshire, apostilla: “1 elevado 27 partículas por segundo fluyeron a la magnetosfera, que es un 1 seguido de 27 ceros. Este tipo de flujo es un orden de magnitud superior a lo que pensaba que era posible”.

El evento comenzó con poco aviso cuando una suave ráfaga de viento solar emitido por el sol entró en contacto con el campo magnético de la Tierra. El agrietamiento se logró por medio de un proceso llamado “reconexión magnética”. Muy por encima de los polos de la Tierra, la energía solar y los campos magnéticos terrestres se conectan(de nuevo) para formar corrientes de viento solar. Las conexiones en el Ártico y el Antártico se expandieron rápidamente, en cuestión de minutos se superpusieron sobre ecuador de la Tierra para crear la más grande brecha magnética jamás registrada en la Tierra.

El tamaño de la brecha tomó por sorpresa a los investigadores. “Hemos visto cosas como esta antes”, añadía Raeder, “pero nunca en tan gran escala. Todo el lado diurno de la magnetosfera quedó abierto al viento solar.”

Las circunstancias son aún más sorprendentes. Los físicos espaciales han creído durante mucho tiempo que los agujeros en la magnetosfera de la Tierra abierta se creaban siempre como respuesta a los campos magnéticos solares que apuntan hacia el sur. La gran violación de junio de 2007, sin embargo, abrió sus puertas en respuesta a un campo magnético solar que apunta al norte.

“Para el que desconoce esto puede sonar algo raro, pero para el físico espacial esto es una gran sacudida ” dice Sibeck. “Cuando se lo cuento a mis colegas, la mayoría reaccionan con escepticismo, como si tratara de convencerlos de que el sol se levanta por el oeste”.

Esta es la razón por la que no pueden creer sus oídos los científicos: El viento solar presiona contra la magnetosfera de la Tierra casi directamente encima del ecuador, donde el campo magnético de nuestro planeta apunta al norte. Supongamos que un chorro de viento solar viene apuntando al norte también. Los dos campos se refuerzan mutuamente, el fortalecimiento de las defensas magnéticas de la Tierra cierran la puerta al propio viento solar. En el lenguaje de la física espacial, un chorro de viento solar que apunta al norte del campo magnético solar se llama un “norte FMI” y es sinónimo de “¡escudos arriba!”

“Así, usted puede imaginar nuestra sorpresa cuando un norte FMI tocó nuestros escudos y los derribó”, dice Sibeck. “Cambió por completo los cimientos de nuestros conocimientos”. Para los investigadores el ciclo solar 24 que ahora comienza promete ser muy animado.

Fuente: http://www.blogastronomia.com/2008/12/31/descubierta-una-enorme-brecha-en-la-magnetosfera-terrestre/

No hay comentarios: